Trastornos alimenticios

Trastornos alimenticios

Los trastornos alimenticios más comunes son la anorexiabulimia y la vigorexia. En general afecta a mujeres y hombres jóvenes que no están conformes con su peso y su imagen corporal. La continua preocupación por el peso por la fuerte presión social que existe, por lograr cierta imagen así como problemas personales lleva a que se enfermen con diferentes trastornos alimenticios. Estos problemas realmente ponen en peligro la salud y la vida de los enfermos ya que en casos graves las personas mueren a causa de años de sufrir trastornos alimenticios.

Cada afección tiene sus síntomas y comportamientos diferentes pero en general comparten las mismas causas. La anorexia tiene como característica principal que la persona posee una distorsión de su imagen corporal por lo que se ve gordo aunque este muy delgado. Por lo que los anoréxicos hacen ayunos, dietas muy estrictas para bajar su peso, toman laxantes y realizan mucha actividad física. Las personas afectadas por anorexia llegan a tener un nivel de desnutrición grave que puede provocar la aparición de enfermedades y hasta causar la muerte. La bulimia se presenta cuando hay una preocupación constante por el peso corporal por lo que la persona tiene episodios donde se da atracones de comida y luego vomita ya que siente culpa por lo que comió. También toman laxantes y diuréticos para eliminar lo que comieron así como hacen mucho ejercicio.

Esta conducta es repetitiva comen mucho y luego buscan formas de eliminarla. La bulimia es más difícil de diagnosticar ya que las personas no suelen de bajar de peso en forma tan rápida pero su comportamiento dejar ver conductas que no son normales. Esta enfermedad también produce un deterioro físico importante por lo que cuanto antes se diagnostique mejor será el resultado. La vigorexia es la más nueva de estos desordenes alimenticios y es la obsesión por los alimentos sanos y el ejercicio físico. Estas personas solo quieren consumir alimentos orgánicos y saludables. Prefieren no comer antes que ingerir alimentos que ellos consideras que  no son sanos. Tienen algunos síntomas similares a la anorexia.  Estos trastornos alimenticios deben ser tratados en forma interdisciplinaria entre médicos y psicológicos para que sean realmente efectivos. Se pueden curar estas patologías pero se requiere de mucha contención familiar y de amigos para lograrlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.